El Barrio de San Juan Evangelista en Uruapan, celebró en días pasados la festividad en honor a su santo patrono, quien es considerado por la Iglesia Católica, como el discípulo amado de Jesús, pues en el Evangelio que escribió se refiere a sí mismo, como «el discípulo a quien Jesús amaba».  La celebración en honor del apóstol estuvo marcada por el recogimiento y la devoción, debido a que la pandemia que se vive en la actualidad, llevó a éste y los demás barrios, a limitar la celebración al aspecto más litúrgico. Dentro de la tradición se pudo llevar a cabo la coronación de su Ireri Purhembe, con el debido protocolo para no poner en riesgo a ninguno de los asistentes.

Foto (Yeyetzi Yeyetzi): Ningxia Yurico Pimentel, Ireri Purhembe 2020-2021

De esta forma, los organizadores de la festividad han querido salvaguardar la tradición, sin menospreciar las medidas sanitarias. El 27 de diciembre, fecha oficial de la celebración, algunos de los habitantes del barrio cantaron las tradicionales mañanitas, ahora a las 10:00 am, luego visitaron la capilla original que se encuentra al interior del Panteón Municipal, después participaron de la celebración eucarística realizado en el templo parroquial y posteriormente la imagen de San Juan Evangelista recorrió las calles del barrio a bordo de una camioneta sin la participación de personas.

La comida tradicional y el folclore se hicieron presentes, restringiendo el cupo a las actividades, para evitar la congregación de muchas personas.